About Me

Entradas populares

Sigue Nuestro Blog

Dime tu negocio y te diré a qué régimen perteneces

Reconoce el régimen fiscal al que perteneces.

Al iniciar es proyecto de una empresa, es normal tratar de generar la mayor cantidad de ganancia posible y al hacerlo, debemos considerar también que esto conlleva una obligación.

Si creas un negocio, adquieres una personalidad jurídica que se conforma con el giro de la empresa, monto de los ingresos que percibes y el régimen fiscal al que debes darte de alta.

En cuanto a tus ingresos, si percibes menos de 2 millones al año por actividades por las que no se requiere un título profesional, puedes inscribirte al régimen de incorporación fiscal.

En cambio, si recibes una cantidad que supere dicha cantidad debes elegir un régimen de acuerdo a tus actividades comerciales. Te mostramos algunos ejemplos:

Régimen
Actividades
Ejemplos
Actividad empresarial
Comerciales, industriales, autotransporte, agrícolas, ganaderas de pesca o silvícolas.
Un taller mecánico, restaurantes, cafeterías, bares, tiendas de abarrotes, mini supermercados, escuelas, ganaderos y pescadores.
Arrendamiento
Personas que obtengan ingresos por otorgar en renta o alquiler bienes inmuebles.
Renta de casas habitación; departamentos habitacionales; edificios; locales comerciales, bodegas, entre otros.
Asalariado
Personas físicas que perciben salarios y derivados de un trabajo personal subordinado a disposición de un empleador.
Personas que trabajan en una oficina y reciben o firman un comprobante de nómina por la percepción de un salario.
Servicios profesionales
Personas físicas que obtengan ingresos por prestar servicios profesionales de manera independiente.
Abogados, contadores, arquitectos, médicos, dentistas, ingenieros, entre otros.
Incorporación fiscal
Personas físicas que realicen actividades empresariales, que vendan bienes o presten servicios por los que no se requiera para su realización título profesional.
Fondas, misceláneas, salones de belleza, refaccionarias, talleres mecánicos, tintorerías, carnicerías, papelerías, fruterías, ente otras.
Intereses
Instituciones que te pagan intereses.
Si inviertes en alguna institución bancaria o recibes intereses sobre acciones de algún tipo.

No todo es tan malo, pertenecer a un régimen fiscal trae beneficios para las empresas, como puede ser la deducción de los impuestos pagados por aquellos gastos que resultan indispensables para llevar a cabo tus actividades comerciales.

Da clic aquí descubre cuáles son los gastos que puedes deducir de acuerdo a tu régimen fiscal.

Noticias Relacionadas

X

Popular Posts

X

Blog Archive

X

Contacto

Nombre

Correo electrónico

Mensaje